sábado, 8 de septiembre de 2012

Poema GEEK Dedicado a GNU/Línux

Un sentimiento se despliega, ante un movimiento que despierta;
Un anhelo de entrañas despabila, ante un código libre y sin mentira.
Ningún bit suyo tiene telarañas, y  promete un verdadero mañana sin marañas.
Su Kernel fue el puente que cerró la brecha digital maltrecha y de desiguales mechas,
Acceso a la información es la canción que entonó para toda nación.
En el derecho de multitudes se apoyó, y bajo una licencia pública y contractual te fundamentó;
Es el software de los pueblos, desarrollado por jerarquías horizontales, para la prevención de injustos males.
Es GNU/Línux su nombre, y  germinó en pos del bien del Hombre.
En lenguaje C ha sido ensamblado, constituido y programado.
Su núcleo monolítico y estructurado no recibió simpatía, pero transmitió a todos su empatía.
Lo conocí sólo por diversión, pero su filosofía hizo que se convirtiese en pasión.
En la igualdad, en los derechos, y en la difusión libre de información se fundó como estandartes, y sobre la cooperación de multitudes establecióse portentoso baluarte.

No hay controlador inservible suyo, ni proeza imposible, ni sector lógico inaccesible. 
Los recursos de cualquier computador los aprovecha con rigor, y por antonomasia, es el mejor.
Con abstracciones y multiplexados trabajados, administra con meticulosa lógica cualquier circuito integrado...

No hay encendido, ni apagado que por sí no sea gestionado, pues desde lo complejo a lo grotesco lo tiene ensamblado, interpretado y compilado.
No existe para él entradas, ni salidas huérfanas, pues entre el procesador aritmético-lógico y la memoria principal, mantiene un erotismo cibernético y excepcional.
GNU nunca fue UNIX, ni aquí, ni en la ciudad de Múnich.
Lo prefiero antes que cualquier oropel, pues éste no vale lo que una licencia impresa en pegatina de papel.
Y así como prefiero las peras, antes que a las manzanas, prefiero a un noble pingüino, antes que a un par de bestias insanas.
Si bien el software privativo abre ventanas, el software libre abre puertas, y de las cadenas, a multitudes deja libertas.